Estudiante de Sopó, ganadora del Concurso Nacional de Cuento

Compartir

Yeray Mariana Colmenares Olmos, estudiante de la Institución Educativa Departamental (IED) Rafael Pombo, del municipio de Sopó, fue una de las ganadoras de la undécima versión del Concurso Nacional del Cuento RCN-Ministerio de Educación Nacional, premiación realizada en la ciudad de Cartagena en desarrollo del Hay Festival.

Dentro de la segunda categoría, para estudiantes de cuarto a quinto grado, el cuento titulado El diario de una fruta, fue seleccionado entre más de 21.000 creaciones literarias  de toda Colombia.

“La temática la escogí porque me quería meter en el punto de vista de un durazno, que es mi fruta favorita, y apliqué las rutinas de pensamiento circular;  de punto de vista, pienso, leo y me pregunto, imaginando que esta fruta sentía como los humanos”,  manifestó Yeray Mariana de 10 años de edad.

La estudiante de la IED Rafael Pombo resaltó la importancia de la enseñanza de los profesores y el apoyo de la rectora Ana Lucía Segura Medina, quien explicó que como estrategia para incentivar el gusto por la literatura en su institución implementan unidades didácticas de lectura y comprensión lectora, en las que cada uno de los estudiantes lee y participa en la solución de preguntas durante las clases de lengua castellana.

Luz Ángela Olmos, madre de la estudiante, señaló la importancia de incentivar la lectura desde casa y la exigencia que tuvo su hija en las instituciones educativas con un régimen de lectura bastante estricto.

Para la ganadora es muy importante este reconocimiento, ya que desde hacía tres años estaba motivada a participar en el concurso y por eso quiso transmitir un mensaje a todos los niños cundinamarqueses. “Yo les digo a los niños de las instituciones educativas que escriban y lean mucho, porque todos podemos escribir y participar en este concurso que les abre las puertas a los niños y niñas para que lean más”.

Estudiantes de otros establecimientos educativos cundinamarqueses también fueron galardonados, ellos son: Juan Felipe Fernández Álvarez del Liceo Francisco José de Caldas, de la jurisdicción de Tolemaida, municipio de Nilo; Salomé Manzano Palacio del Colegio Calasanz de Cajicá; Mariana García Ramírez  del Colegio Montemayor School de Zipaquirá y María José Rivera Rivera de la Institución Educativa Municipal Técnica Comercial Santa Rita de Facatativá.

Todos estos niños son un ejemplo del talento, las aptitudes y el potencial educativos que existe hoy en los diferentes municipios de Cundinamarca.